lunes, 25 de enero de 2016

VIDEO RESCATE HELICÓPTERO DEL GREIM EN EL PICO DE ESTOS, Benasque 23 ene 2016


El helicóptero de la Guardia Civil acercándose por el Valle de Estós al collado donde estábamos


Vídeo rescate helicóptero del GREIM en el Pico de Estós (o Tuca de Daliu)

Valles de Literola y Estós, Benasque 23 enero 2016

El pasado sábado comprobamos el buen funcionamiento del Sistema de Emergencias 112 y del GREIM (Grupo de Rescate E Intervención en Montaña).





Pincha en el vídeo (resolución 1080p Full-HD)



Subíamos en un día tranquilo, de nubes y claros, a la Tuca de Daliu o Pico de Estós, accediendo por el Valle de Literola.


Mapa Prames 1:25.000 con nuestra ruta y la ruta del helicóptero

Al llegar al collado que hay antes de la arista final a la cima nos encontramos con otros 2 esquiadores, Vicente y Tono, que venían de dar una circular por las Fites de Perdigueret y tras bajar hacia el Valle de Estós habían vuelto a subir a este collado para ir a la Tuca de Daliu, como nosotros.



Así, subimos nuestro grupo de 5 junto con ellos dos, hasta la cima. La arista se hace a menudo a pie, pero si las condiciones son buenas, se puede subir con esquís, como hicimos en este caso.


 Llegando a la cima, donde acaban de llegar Vicente y Tono



 Tras charlar en la cima y hacer unas fotos iniciamos el descenso


Pero...


En uno de los primeros giros Vicente tiene una caída.
Cree que se le ha solado un esquí y por eso ha caído. Al apoyarse con el brazo izquierdo nota cómo se le sale el hombro.

Rápidamente nos comenta sus sensaciones.
"Chicos, creo que se me ha salido el hombro izquierdo"

Me acerco a él y compruebo el "hombro en charretera", con el corte bajo el acromion que revela que la cabeza del húmero no está allí. Parece una luxación anterior.

Conseguimos ponerle el esquí que se le había soltado para que bajara derrapando y sin girar, hasta el collado.
Allí intentaríamos reducirlo entre dos personas en esa zona llana y sin peligro.




Yo había visto reducir varias luxaciones de hombro en las guardias de mi antiguo hospital de Calatayud. Hacemos tracción en abducción desde la muñeca del brazo luxado mientras otro compañero tiraba en sentido contrario con la ayuda de una piel de foca.

Tras varios intentos infructuosos contacto por teléfono con Adrián Roche, amigo nuestro y traumatólogo, que casualmente se encuentra de guardia ese día en mi Hospital de Barbastro.

Le enviamos fotos de nuestras maniobras de reducción para confirmar que lo estmos haciendo bien.
El así mismo nos manda otras fotos que tiene de otros casos de intento de reducción.

Nos dice que la maniobra la estamos haciendo de forma correcta pero que lo más importante es conseguir que Vicente se relaje y que no hagamos nada que le duela. Que mantengamos la tracción de forma continua durante 10-15 minutos y, si conseguimos distraerlo para que no haga fuerza o conseguimos que se agote, será más fácil que la cabeza del húmero vuelva a su sitio.

Así lo hacemos y nos vamos turnando en la tracción (pues las manos se agarrotaban tras varios minutos tirando), pero tras media hora de tracción y movimientos de rotación y abducción, vemos que la cabeza del húmero debe de estar impactada y no hay forma de meterla.

Vicente sugiere la opción de bajar esquiando con el brazo en cabestrillo hasta el coche en el parking de Literola. Le aconsejamos que no tome ese riesgo. Un mal gesto, una caída y la lesión podría agravarse más, además de poder pinzar el paquete vasculo-nervioso.
Además, podría entra en shock por el dolor y quedarse tumbado en una zona de peor acceso.



Así las cosas, tras abrigar bien a Vicente, de común acuerdo decidimos poner en marcha el rescate con helicóptero.



Activo la APP del móvil Alpify y pulso el botón de emergencia, que instantáneamente envía nuestra petición de ayuda y nuestras coordenadas gps al Centro de Emergencias de Aragón 112.

Seguidamente llamo al 112, donde me confirman que acaban de recibir nuestra petición de auxilio y ya tienen nuestra posición. Fantástico.

Les explicamos lo ocurrido, nuestra situación, el tiempo que hace y la necesidad del rescate.

Toman nota y me vuelven a a llamar. Por lo visto, el helicóptero se encuentra rumbo a Aragüés del Puerto, pues hay otros dos montañeros accidentados, de mayor gravedad, en el entorno del Bisaurín.

Como nuestro compañero está estable y el tiempo es bueno, nos dicen que esperemos a que terminen primero los rescates des Bisaurín y que seguidamente volverán a nosotros.

Pasan algo más de 2 horas y media y volvemos a llamar. Nos confirman que tras el último rescate, el helicóptero les ha pedido nuestras coordenadas y ya vienen hacia aquí. Nos preparamos. Despejamos la zona.


Son algo antes de las 4 de la tarde cuando oímos el rotor a lo lejos, entrando por el sur, por el Valle de Estós.

Antes hemos dejado todo el material alejado y los esquís bien metidos en la nieve, en horizontal, para que no sobresalga nada que pueda impactar con el rotor trasero y para que no salga ningún objeto volando.


las imágenes siguientes son pantallazos de fotogramas del vídeo colgado arriba



Vemos el helicóptero entrando por el Valle de Estós



Las laderas de la vertiente de Estós son más suaves que las de Literola por las que hemos accedido nosotros



Tal y como nos habían dicho por teléfono, nos separamos todos y dejamos a Vicente con un solo compañero, en este caso, su amigo Tono



La ausencia de viento permite al helicóptero acercarse a un metro del accidentado, con gran maestría



Tras posarse, bajan el médico del 061 (Fernando D.) y los demás compañeros del GREIM



Tras dejarles al lado del herido, el piloto vuelve a alejarse



Se retira hacia el Valle de Estós



Y da una vuelta



Antes de posarse a unos 70 metros del grupo, a la espera de órdenes para acercarse



El médico y los miembros del GREIM junto a Vicente




El médico busca medicación  para proporcionar alivio del dolor




La analgesia facilitará las maniobras de reducción (Vicente había recibico un Ibuprofeno 3 horas antes)



Pero no es posible reducir el hombro. Debe de estar impactado. Necesitará seguramente sedación en quirófano para reducirlo con más facilidad.



Ayudamos a Vicente a incorporarse para recibir de nuevo al helicóptero




Tras recibir órdenes, el piloto del helicóptero se acerca de nuevo al grupo




Estamos en un amplio collado, entre los valles de Estós y de Literola




Antes de retomar el vuelo el piloto me hace señales con la mano para que me siente y no permanezca de pie en el momento del despegue y así le obedezco




Todo listo, señores, nos vamos



El picado que realiza el piloto es, como siempre, espectacular.



Allí se lanza, hacia el Valle de Estós




Y al fondo lo vemos alejarse y desaparecer.

Más tarde supimos que fue bajado a Benasque para liberar el helicóptero, que tenía que acudir a un rescate más.

Vicente fue en ambulancia al Hospital de Barbastro donde lo recibió nuestro amigo Adrián (traumatólogo de guardia) que tras intentar en vano reducirlo en la urgencia, lo subió a quirófano donde, bajo sedación, se redujo el hombro sin problemas.

Tras una radiografía de control y un cabestrillo, Vicente pudo salir del hospital esa misma tarde y esa noche estaba en casa en Zaragoza junto a su familia.
Final feliz.




Agradecer al Servicio de Emergencias 112 y al grupo de rescate de montaña de la Guardia Civil (GREIM) su gran profesionalidad, su amabilidad y el trato recibido.

Enhorabuena a todo el equipo.

Jorge García-Dihinx

19 comentarios:

  1. Hola Jorge solo una cosa, que tal llevasteis el estar tanto tiempo alli parados....os quedasteis todos, bajaron algunos......os quedariais frios.

    ResponderEliminar
  2. Pues la verdad es que hacía un día estupendo, cálido y sin viento.
    Pudimos esperar todos sin problemas porque cuando se fue el helicóptero aún quedaba margen de luz para bajar, aunque pillamos una "maravillosa" costra de rehielo de tarde...

    Llegué algo justo a la charla de aludes de Boltaña, pero el público esperó esa media hora extra sin quejarse.
    Final feliz
    Jorge

    ResponderEliminar
  3. Jorge, gracias por tenerlo todo preparado cuando llegamos. Un rescate de libro, ni un solo detalle se te escapó. Lamento que tardásemos tanto en llegar pero nos fue imposible hacerlo antes. Al final fueron 5 rescates y cada uno en una punta. Un abrazo amigo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias a vosotros por la profesionalidad.
      Ya me han dicho que dominas los picados. Qué salida de película al fondo del valle de Estós.
      Gran piloto, chapeu!
      Jorge

      Eliminar
  4. Gracias a vosotros Txema, sois un equipazo.
    Da gusto vuestra profesionalidad y eficacia.

    Ya sabíamos que íbais a por otros 2 montañeros más graves en la zona del Bisaurín y que ibais a tardar, pero el día era fantástico y fue como una comunión con la montaña. Viendo el sol desplazarse hacia el oeste conforme pasaban las horas. Fue místico.

    Lo dicho, enhorabuena por vuestro trabajo.
    Tuvo final feliz,
    Jorge

    ResponderEliminar
  5. Brutal el repor, muy buenas fotos y muy buen video! Enhorabuena!

    ResponderEliminar
  6. Enhorabuena por el reportaje. Algo (por suerte) diferente a lo habitual pero del que tambien se pueden extraer muchos detalles de los que aprender.

    Este tipo de entradas tambien ayudan y mucho. Son situaciones que se nos pueden presentar a cualquiera en la montaña, y esta bien visualizarlas y leerlas, nos pueden servir para saber como reaccionar ante un percance similar.

    Gracias por el repor.

    Un saludo.

    Javi.

    ResponderEliminar
  7. Precioso reportaje. Impagable la labor de los efectivos del GREIM y la rapidez del Centro Coordinación Emergencias 112. Saber que en un momento determinado los podemos necesitar y saber que estarán ahi, con su profesionalidad y amabilidad es un lujo

    ResponderEliminar
  8. Creo que ya está dicho todo. Esta gente se enfrenta a situaciones dramáticas y muchas veces no pueden más que certificar la desgracia. Son unos fuera de serie. Mi más sentida enhorabuena, gratitud y admiración.

    ResponderEliminar
  9. Gran labor 'pedagógica' la tuya con el blog!! Felicidades y gracias!!

    ResponderEliminar
  10. Impresionantes las fotos!!!!!, que decir del equipo de rescate??, dan el 100% como siempre. Saludos.

    ResponderEliminar
  11. Felicidades a vosotros por vuestra actuacion. Ejemplo de como si se hacen las cosas y FELICIDADES de nuevo al GREIM

    ResponderEliminar
  12. Que buen trabajo del Equipo de rescate y Jorge y cia¡¡
    Todavía se me ponen los pelos de punta al recordar una situación parecida que me ocurrió, por suerte yo me pude meter el hombro ya que no es la primera vez. A Vicente se le ve sonriente pero seguro que no lo pasó bien, y vosotros tampoco.
    Un saludo atento.

    ResponderEliminar
  13. Somo unos privilegiados por tener a unos profesionales como el GREIM, con una formación tremenda y una profesionalidad impecable.
    Cuántas vidas salvan cada año...
    Gracias a todos ellos!

    ResponderEliminar
  14. Uno de los mejores equipos de rescate del mundo, sin duda. La familia montañera española, somos unos privilegiados por ello. Lástima que no haya surgido antes en el tiempo, tendríamos algún compañero, más entre nosotros.
    Ellos son afortunados por trabajar en lo que más les gusta pero para nosotros, su trabajo es impagable.
    Gracias.

    ResponderEliminar
  15. Este país está hecho unos zorros pero siempre nos quedará el consuelo de contar con uno de los mejores equipos de rescate en montaña del mundo. Destacando especialmente por el factor humano. Mi reconocimiento...

    ResponderEliminar
  16. Ya perdonarás Jorge pero voy a darte un pequeño "palo" con todo el cariño. Te has dejado en el agradecimiento a tus compañer@s del 061, sanitari@s con formación y profesionalidad que acompañan al Greim en sus intervenciones y posibilitan desde el triaje de los accidentes simultaneos hasta la atención in situ o la analgesia previa al traslado. Esa es la grandeza del modelo aragonés de rescate: unificar rescatadores (greim), pilotos (Uhel-41) y sanitarios (061) en un mismo equipo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tienes toda la razón, los sanitarios del 061 forman parte de este gran equipo.
      No me di cuenta que no los incluía en los agradecimientos.
      Un gran equipo: pilotos UHEL-41, rescatadores GREIM y sanitarios 061.

      Felicidades a todos,
      Jorge García-Dihinx

      Eliminar
  17. Impresionante Jorge, te conocimos en las Jornadas de montañas de GMS y el trabajo que haces aquí no tiene palabras. El reportaje del rescate es de cine y la actuación vuestra y del GREIM para descubrirse. Gracias por mostrarnos imágenes difíciles de ver si no estamos en la montaña.

    ResponderEliminar