sábado, 8 de septiembre de 2012

Mallo Cored, Oeste Clásica (V), 1 sept (Riglos)

Blanca de las nieves, en la base de la chimenea del 3º largo, el más vistoso de la vía


Oeste Clásica al Mallo Cored, 150m (V), Riglos

1 sept

Enrique Lardiés, Blanca de las nieves y Jorge Gª-Dihinx


Tras escalar esa mañana la vía Edil a la Aguja Roja, Enrique nos lleva por la tarde a otro de los Mallos Pequeños, situado juto al lado de ésta, al Oeste.
Rodeamos la base de la pared sur para ir a buscar su cara oeste. No pasa del V grado y será una buena segunda dosis de escalada en este limpio y ventoso día de verano con flujo de norte.

Si venimos por la pista normal, casi a la altura de la Aguja Roja sale a la izquierda (mojón) una senda que sube y se dirige a la cueva que hay en la base del Mallo Cored.
Una vez en frente de la cara oeste del mallo, la Oeste Clásica es la vía más evidente, yendo por una gran chimenea.

Estamos en el clásico conglomerado rigleso, con los habituales alejes en los seguros.
Vía equipada con parabolts y con argollas en las reuniones.


Foto sacada del blog Un mundo en vertical


Largo 1. (V). Es el largo de mayor dificultad, con un paso a unos 8-10 m de la salida, algo raro, que se supera subiendo poco a poco los pies. Está protegido por un parabolt.

Largo 2. (V-). Largo sencillo y cortito, con mucha vegetación. Termina donde da comienzo la chimenea. Se puede ir directamente a montar la primera reunión al final de este largo, saltándonos la RI y constituyendo ésta la R1-2.
Así montaremos la reunión al comienzo de la chimenea. Es un lugar algo precario, con poco espacio para los tres. Así que, en cuento Blanca y yo llegamos, Enrique sale directo a hacer el largo 3, de la chimenea.

Largo 3. (IV+). Maravillosa chimenea que se sube muy bien con las piernas en X. Aunque la cataloguen de IV+, bien podría ser un V. El problema lo tiene el que va de primero (Eh Enrique?) pues los seguros alejan mucho y se tiene una gran sensación de abismo. Para los que nos gusta la oposición y además vamos de segundos, una delicia de largo. El largo termina saliendo de la chimenea y accediendo a la derecha a una repisa con unas vistas magníficas hacia el valle del Gállego.

Largo 4 (V-). Se sale en breve travesía horizontal hacia la derecha y se supera luego el único pasito de este largo, tras el cual, la dificultad desparece, al tumbar la pared y poder subir muy rápido hasta la R4. Desde ella se puede subir sin encordarse, andando con cuidado, hasta la sabina que hay en la cima, al otro lado del mallo, donde nos ataremos a la sirga que la rodea.
Las vistas hacia la Aguja Roja, que acabábamos de subir justo antes, son ideales. Allí vemos a una cordada llegar arriba, disfrutando a solas de esa esbelta cima con las luces de la tarde.

Descenso: Hacemos un primer rápel de 50-60m desde la sabina que hay al otro extremo del mallo (equipado con sirga y anilla). Si vamos con una sola cuerda de 60 m hay una reunión intermedia en la línea de rápel para un segundo rapel.

Desde la base del rápel se desciende hacia la derecha (al Este) por una senda muy empinada, sobre glera de rocas, en las que hay que bajar con cuidado, agarrándote con las manos a los bogs o arrastarndo el culo por la glera. Divertido final.

Material: Dos cuerdas de 60m. 12 cintas expreses. Casco y material para reuniones.


Ahí van unas fotos del día


 Vista del Mallo Cored (izda de la foto) y la Aguja Roja (centro) mirando atrás al volver al coche.
Se ven las caras sur. La Oeste Clásica queda tapada en esta perspectiva.


 Enrique Lardiés en el primer largo


Blanca en el paso de V del primer largo


 Una vez superado el paso, llegando a la zona de matorral


 Llegamos a la R1-2, donde Enrique nos espera.
Poco sitio para los tres.


 Enrique inicia la chimenea del 3º largo con las piernas en X


Con el cuerpo mirando hacia abajo


 Bonita chimenea


 Los seguros alejan un poco


Enrique, saliendo de la chimenea


 Blanca, iniciando la chimenea del L3


 Enrique en el cuarto largo, con bellas vistas al sur


 Blanca, en el paso de V- del último largo


 Estudiando el paso


 Dos en la cima de la Aguja Roja


 Recogiendo las cuerdas


Foto de grupo tras terminar las dos vías del día.
Gracias Enrique por llevarnos tan bien!

Hasta la próxima.

5 comentarios:

  1. Tienes alguna relación familiar con un "chaval" que hacía fotos de surf en Mundaka a ppios de los 90 y que las publicaba a menudo en la revista Surfer Rule? Simple curiosidad...

    Saludos y enhorabuena por el blog. Muy inspirador!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Síii!
      Era yo!
      Qué tiempos aquellos, en que viajaba desde Zaragoza cuando venía mar de fondo en otoño-invierno y entraba al agua con la carcasa y el body-board.
      Fueron unos años en que el surf era mi pasión.
      Luego entre en el surf de nieve (split board) y de ahí pase al esquí de montaña. Los pirineos los tengo más cerca que Mundaka y ahora hay muchos fotógrafos acuáticos.
      Nos vimos alguna vez en el agua en Mundaka?
      Saludos!
      Jorge

      Eliminar
    2. No creo que nos viéramos. Por aquél entonces yo también colaboraba con la Surfer Rule regularmente y cuando he visto tu nombre han aflorado recuerdos... En mi caso ha sido venirme a vivir a Donosti (soy catalán de origen) y retomar la montaña después de muchos años y echarme de cabeza en el esquí de travesía. No diré que me procura mejores sensaciones que el surf, pero se le va acercando peligrosamente.

      Saludos!

      Felip

      Eliminar
  2. TRANGOWORLDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDD madre mia que penica pa lo que has quedado , molaba mas antes de volverte un vendido de las marcas

    ResponderEliminar
  3. me gusta subir las montanas siempre estoy buscando las montanas mas famosas del mundo .Gracias por este blog excursiones en estambul

    ResponderEliminar